miércoles, 18 de octubre de 2017

HUMBERTO PLANAS EXPONE EN CEFERINO NAVARRO




EL NUDO DEL ARTISTA

Autor: Humberto Planas Camué. Título: De CapRicHos Y dE + Lugar: Galería Ceferino Navarro. Fecha; Hasta el 18 de octubre.

Es una obra que suscita gran interés desde el primer momento de su contemplación. Muestra ingenio, elegancia y habilidad técnica, ofreciendo curiosas formas de expresión pintadas o condensadas en forma sólida.
Desprende esta exposición una sutileza de suave transcurrir, en cuyo viaje las curvas y retorcimientos están poseídos de un sometimiento voluntario, docilidad de la materia, nervio congelado que quiere deshacerse, cinetismo extraído de su acción temporal, curvaturas descritas en pensamientos fantásticos, que el artista resuelve en esculturas de atractivo influjo visual.
Humberto Planas es un artista cubano afincado en Granada, que ofrece una obra de gran soltura, habilidad compositiva, y frescura en su visualización; es ágil en la producción de piezas diversas, que portan una tensión sedosa, que se deslizan como si un ofidio fuera, surgiendo como garabato del artista, expuestas en descasada formación tridimensional. El artista juega con sus creaciones, incorporándolas en el universo de los planos, para situarlas como contrapuntos en escenarios de rincones granadinos. Sus dibujos poseen un halo luminoso, ajado, vaporoso, delicado tacto del trazo, para representar etereidad, evanescencia del presente para trasportarlo a un tiempo indefinido, donde sus figuras anudadas inducen acompasado discurrir, que se reconcentra en sí mismo. Estos dibujos, acompañados por las esculturas, organizan un temblor en la mirada, cuyos ecos remueven los posos de la emoción. El recuerdo queda impregnado de un destello cálido, armonioso y plácido, que encierra una soberbia fuerza domada por el artista plástico. Humberto Planas es un autor de gran originalidad, calidad y maestría en la estructuración de formas insólitas, que aparecen dominadas por el ingenio del escultor. Horas de arduo trabajo, imaginación que sobrepasa el tejado de lo común establecido, son los factores que convierten a esta propuesta en conclusión de peso, y significación artística destacada.

































sábado, 14 de octubre de 2017

TRES PINTORES EN MARACENA


EL TRIUNFO DE LA IMAGEN

Autores: José Castillo Ballesteros, Miriam Raya, Nico Silveyra. Título: Circuitos 2017. Lugar Casa de Cultura de Maracena. Fecha: Hasta el 9 de octubre.
Exponen en la Sala tres artistas jóvenes de gran futuro creativo. Muestran una gran clase pictórica, dominio del color, un dibujo que se desprende de la mera representación gráfica, para tomar cuerpo propio, mostrando una sustancia vital que vive independiente en la dimensión del cuadro. Coinciden en la figuración, en la representación clásica, mas poseen la capacidad necesaria para transformarla y expresarla con nervio, dinamismo y poderoso destello visual, que atrae la mirada. Consiguen alcanzar un excelente ingenio de la línea, del trazado del pincel en el blanco páramo del lienzo.
Miriam Raya es la más tradicional de los tres, su pintura es sensual, combina los colores con armonía, introduciendo al espectador en un universo cálido, intimista, centrado en el mundo onírico de la protagonista, en sus goces presentidos, intuyéndose el perfume que cubre la estancia. Propone sus piezas como pequeños reflejos fragmentados de la realidad, que componen en su conjunto el misterio sensitivo que se esparce en la imagen.
Nico Silveyra muestra una realidad desgarradora, superando el medio digital, pues incorpora alma a la escena. Su obra esta teñida de azulados, que quieren deshacerse. Representa la frialdad de la lejanía, el peligro del olvido, la indiferencia ante el desvalimiento del ser humano. A pesar de ser parco en obras un mínimo signo informa de su categoría plástica.
José Castillo es el que más me ha gustado. Hunde su inteligencia en los claroscuros de la pintura del siglo de oro, para desarrollar un trabajo soberbio, jugando con reflejos, rasgos iluminados, fondos oscuros, resaltando a sus personajes, perdidos en la soledad, en el infinito de sus pensamientos y deseos.
Los tres ofrecen una producción rica, de gran interés plástico, actual y de rotundo sabor pictórico.


 
 
  
 
 
 

 
 
 
Miriam Raya


 

 
 
José Castillo



Nico Silveyra


 

jueves, 12 de octubre de 2017

EL AGUA DE MIGUEL ANGEL MORENO CARRETERO


ENTRE AGUAS
 
Autor: Miguel Ángel Moreno Carretero. Título: Agua. Lugar: La Empírica. Fecha: Hasta el 7 de octubre.
El agua es el elemento que inspira la propuesta de Miguel Ángel Moreno Carretero, siendo mostrada en una amplia gama de sugerentes imágenes. Recoge el autor la experiencia de su último recorrido expositivo, eligiendo aquellas piezas consideradas por el artista más relevantes, en su estudio sobre el agua y su impacto ambiental, la importancia que supone para el paisaje, la vida y el futuro de la humanidad. El agua y Granada, la huella que deja en su historia, el rumor de su transcurrir sumado al conjunto mostrado, constituyen la trama sobre la que se asienta la instalación de este artista.
La muestra presente no es muy numerosa en piezas, lo que contribuye a dar una ligereza y fluir en el ambiente de la Sala. Potencia su disposición espacial el protagonismo de las piezas, la construcción del proceso de reflexión sobre la importancia del agua en el medio natural, como también la definición del espíritu granadino. Composiciones colgadas, y esculturas, conforman esta expresión visual de la idea del creador plástico. Fotografías, recortes, piezas de origen vario, son utilizados en los collages, que van escenificando la idea expresada en esta representación visual. El discurrir del líquido en su caída, en una de las piezas presentes, genera un murmullo acompasado que se une al ritmo interno de la obra en su totalidad.
Consigue Miguel Ángel Moreno Carretero la intención comunicativa deseada, demostrando una buena técnica de lenguaje icónico, organizando las imágenes con destreza, para lograr hacer partícipe al visitante de la inquietud que impulsa su obra.






















 















sábado, 7 de octubre de 2017

SOBRE LAS OBRAS GANADORAS EN EL X CERTAMEN DE PINTURA RÁPIDA DE LA FUNDACIÓN CAJA RURAL DE GRANADA


CADA AÑO MEJOR

Obras ganadoras en el X Certamen de Pintura Rápida de Fundación Caja Rural de Granada.
El Certamen de Pintura Rápida de Granada, consigue año tras año superarse en calidad y fuerza creativa, tanto en las pieza ganadoras como en el resto de seleccionadas.
Eduardo Gómez Query obtuvo el primer premio, su obra posee un estilo ágil, fresco, sugerente y elegante. Describe un pasaje enigmático, descarnado, silente, en el que las horas se derraman con parsimonia, predominando tonos grávidos, que contrapone con cielos limpios, saturados de luz azul, profundidad que promete presencias fabulosas, y en la frontera entre ambos surge la silueta del Generalife. Cielo y tierra, esplendor y misterio, búsqueda y éxtasis, son contrapuestos en su trabajo plástico. Equilibra muy bien los elementos en su pieza, libres de aditamentamentos inútiles, expresando sólo lo fundamental, la idea trasportada en el color; amplios campos de gamas sólidas describen la escena pretendida, haciéndolo este hábil artista con un lenguaje lírico y sosegado, extrayendo el espíritu del color, sustancia que da sentido a nuestra existencia. Sus composiciones, realizadas con grafito y collage, consiguen perfilar la naturaleza de las cosas.
Nicolás Navarro obtiene el segundo premio, por su representación del Cortijo de los Cipreses. Enseña una obra de gran delicadeza visual, de colores cálidos, acogedores, los cuales crean el ambiente de los momentos luminosos exultantes, cuando canta los grillos, zumban los insectos y el Sol acaricia nuestra piel, evocando sensaciones placenteras, imagen del paraíso fugaz. El autor posee un dibujo preciso, que marca la existencia en cada trazo recogido en el lienzo, envuelto en el entramado cromático de tonos dorados, azules tenues del cielo evanescente, placidez que amenaza con sucumbir al sopor de la relajación que induce. Es una propuesta sobre la comprensión obtenida del destello furtivo de la realidad ensoñada, muy bien interpretada por el artista, trasportándola al cuadro tal cual, gracias a la técnica poseída. Expone una realidad vital, alegre, desenfadada, en la porción contenida en la superficie pintada, en la que está atrapada la gracia de la existencia.
Todas las composiciones participantes poseen una categoría de alta significación plástica.